El abanderado de la coalición “Va por Quintana Roo” por el segundo distrito de la diputación federal, Alonso Ovando, señaló que debido a la desaparición del Seguro Popular más de 600 mil 393 quintanarroenses se quedaron sin acceso a la salud y el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) no ha podido atender estar petición y desde el congreso de la Unión pretende solicitar que dicha institución responda a los quintanarroenses.

Lo anterior lo externó el candidato a diputado durante en su recorrido por las comunidades rurales y colonias populares comprendidas en el distrito 02, en las que hay desolación y desesperación pues la gente que enferma pierde su patrimonio al tratarse una enfermedad catastrófica o simplemente se deja morir.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), Quintana Roo en 2020 dejó de percibir más de 68 millones 974 mil pesos que tenía el Seguro Popular en 2018, lo que significaban el 56.3% del presupuesto del sector salud. En consecuencia, a estos 600 mil 393 quintanarroenses se sumaron poco más de cien mil desempleados por la pandemia que antes recibían seguridad social de parte del IMSS.

El candidato de Va por México, José Alberto Alonso Ovando se pronunció por una revisión a fondo del funcionamiento del Instituto de Salud para el Bienestar (INSABI) ya que no atiende a estos 600 mil 393 quintanarroenses y no cumple con la ley de dar medicamentos y tratamientos médicos gratuitos. Así mismo Alonso Ovando dijo que hay que fiscalizar el destino de los 68.974 millones de pesos que se dejaron de recibir en Quintana Roo en perjuicio de los quintanarroenses que no tienen seguridad social, sea del IMSS o ISSSTE.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí